El bizcocho más fácil del mundo – Recetas de abuelas

¿Dónde están los fanáticos de los bizcochos? Estamos orgullosos de decir que hemos encontrado la receta más fácil del mundo. Seguramente nuestras abuelas ya la conozcan, y con razón les salen tan ricos los bizcochos. A nosotros nos ha parecido una maravilla, ¡y no podíamos no compartirla con vosotros! Nuestras abuelas tienen infinidad de trucos para que sus comidas salgan la mar de ricas. ¡Y os vamos a mostrar unos cuantos truquitos!

Esta receta es tan fácil como decir 3, 2, 1. Este es uno de los trucos que vamos a mostrar, sirve para acordarse de todo el proceso que hay que llevar a cabo.

  • 3 huevos
  • 1 yogur del sabor que prefieras
  • Harina
  • Azúcar
  • Un sobre de polvo para hornear (16 gr o una cuchara sopera)
  • Nueces
  • Cacao o azúcar glas
  • Papel vegetal (especial para hornear)

¡Comencemos con la preparación!

El primer paso es poner en un bol los 3 huevos y batiéndolos hasta que quede una mezcla homogénea. Una vez la tengamos uniforme, echamos el contenido del yogur y mezclamos de nuevo. ¡Ojo! Hay que guardar el envase del mismo, ya que lo vamos a necesitar para los siguientes pasos, ya que nos va a servir para medir las cantidades. 

Después cogemos el azúcar y lo echamos en la tarrina del yogur, y posteriormente al bol con la mezcla de yogur y huevo. Echamos en total dos veces el azúcar. A continuación, hacemos lo mismo con la harina, pero en vez de 2 veces, echamos 3 de harina. 

Cada vez que echamos el contenido del vaso de yogur hay que mezclar, para conseguir homogeneizar todo bien. 

Una vez tengamos toda la mezcla hecha hay que poner el polvo para hornear y volver a mezclar. 

Realizar esta mezcla es muy rápido, así que recomendamos que antes de comenzar se precaliente el horno a 180º.

HORNEAR

En un recipiente adaptado para horno hacemos lo siguiente:

1. Mojamos el papel vegetal con agua. Esto hará que se adapte mejor al recipiente. 

2. Colocamos el papel vegetal mojado en el recipiente.

3. A continuación, echamos la mezcla y dejamos unos segundos para que se asiente sola. 

4. Ponemos nueces o cualquier fruto seco de preferencia por encima (también se pueden echar pasas).

5. Por encima de las nueces se puede echar un poco deº cacao o azúcar glas. Este paso se puede omitir si parece demasiado dulce. 

Lo metemos al horno por 35-40 minutos a 180º y ¡listo! En menos de una hora tienes un bizcocho rápido y rico. 

TRUCOS

Para saber si el bizcocho está hecho o no, lo mejor es clavarle un palillo: si este sale limpio lo puedes sacar. En cambio, si todavía sale mezcla pegada al mismo, hay que dejarlo un poquito más y repetir este proceso en 5 – 10 minutos.

Una vez veamos que está hecho, apagar el horno y dejar el bizcocho un máximo de 5 minutos dentro.

¡Avisamos que este bizcocho es adictivo! Una vez lo pruebes no pararás de comer.

💚 ¡Tenerles cerca nunca ha sido tan fácil! 💚

Síguenos en nuestras redes sociales:

¡También puedes leer las opiniones experiencias de Maximiliana!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Contactar
¡Hola! ¿Te podemos ayudar?